Descubrir Tours, la agencia especialista en viajes a Nepal, Ecuador y Guatemala
image

Fauna de Madagascar

Jul 31 2023

Autor: Albert Masó

Si alguna vez has soñado con viajar a Madagascar para fotografiar su fauna endémica, lo primero que tienes que saber es reconocerla. En este artículo, el fotógrafo y doctor en ecología y evolución Albert Masó nos cuenta todos los detalles sobre la naturaleza y las diferentes especies endémicas que encontrarás allí.

Índice de contenidos del artículo:

Introducción sobre Madagascar

Esta gran isla situada en el océano Índico, a más de 350 km de la costa africana, ha sido llamada el «octavo continente» por la gran diversidad de especies –alrededor de 200.000–, el 75% de las cuales son endémicas (únicamente viven en la isla), un índice elevadísimo en una isla de estas dimensiones. Es el 2º país del mundo en especies de primates y  en concreto es el paraíso de los lémures; por eso se la denomina también Lemuria. Es la isla más grande de África y la cuarta del mundo. Debido a su separación del continente, Madagascar es famosa por la conservación de varias especies únicas en el mundo.

De hecho, la insularidad y el prolongado aislamiento han hecho de Madagascar un fantástico laboratorio de la evolución que no deja de sorprender a la comunidad científica. Todos los lémures provienen de un solo ancestro común, que se calcula que llegó a las costas malgaches procedente de África hace unos 40 o 45 millones de años. Los lémures y los tenrec –el otro gran grupo de mamíferos exclusivamente malgaches– han sufrido un espectacular proceso de especiación y diversificación, comparable al experimentado por los marsupiales de Australia.

El clima de Madagascar es muy variado según las regiones. Las tierras altas tienen un clima templado, el oeste es cálido y seco, la costa este es lluviosa, el norte es caluroso y húmedo, y el sur es semiárido. La mejor época para viajar a Madagascar son los meses de los meses de mayo a noviembre, que son los que se consideran temporada seca.

Evolución de la naturaleza de la isla

Hace unos 160 millones de años, durante el período Jurásico, lo que ahora conocemos como Madagascar inició una lenta separación de África. Sin embargo, en algunos períodos posteriores hubo un “puente de tierra” por el que habrían cruzado, entre otros, los ancestros de los Aepyornis, los enormes pájaros elefante que dieron lugar a la leyenda de la gigantesca ave Roc.

El hundimiento posterior del puente explica, por ejemplo, la ausencia en la isla de primates superiores –los simios–, que aparecieron posteriormente. Sin estos competidores directos, los lémures se pudieron diversificar enormemente.
La gran variedad de ambientes y climas diferentes han favorecido los procesos de diversificación evolutiva. Encontramos desde manglares costeros hasta montañas de 3.000 metros, y un régimen de lluvias que oscila entre 500 y más de 4.000 mm al año y que determina la existencia de exuberantes bosques tropicales en la costa este, con lluvias muy constantes a lo largo del año, así como de bosques secos de tipo monzónico en la costa oeste, e incluso del llamado desierto espinoso al sudeste de la isla.
 

La flora de Madagascar
 

No es la fauna lo único que sorprende de Madagascar. La flora, con más de 8.000 especies endémicas, conforma algunos paisajes realmente extraordinarios, como el desierto espinoso. Destacan los espectaculares baobabs (Adansonia sp.), de los cuales hay siete especies en la isla, mientras que en todo el continente africano solo crece una. 

Pero también hay una clara relación con la flora asiática. Por ejemplo, en Madagascar crecen 175 especies de palmeras (familia Palmae o Aracaceae) –en toda África hay menos de 60–, la inmensa mayoría de ellas (el 98%) son, también, endémicas y curiosamente tienen más afinidad con las especies asiáticas. Algo parecido sucede con las orquídeas, con más de mil especies presentes en la gran isla, de nuevo más que en todo el continente africano.

Fauna autóctona de Madagascar (que bien merece un viaje)

En cuanto a la fauna endémica de la isla, sin duda, el lémur es el rey. Los lémures son menos evolucionados que los simios porque conservan características primitivas ausentes en estos: un carácter ancestral es el tapetum, que consiste en una membrana reflectante, situada en la retina, que mejora la visión nocturna; otro son las glándulas odoríferas, que les sirven para marcar el territorio. 

Dentro de esta singular arca de Noé que es Madagascar, encontramos muchos otros ejemplos de grupos que han experimentado procesos de especiación muy notables. Los tenrec, por ejemplo, provienen de un par de insectívoros primitivos. 

Por lo que respecta a los reptiles, los geckos malgaches presentan una variedad sorprendente de formas, tamaños y colores, algunos prodigios del camuflaje como los Uroplatus, que imitan a la perfección la corteza de los árboles y las hojas secas. Más de la mitad de todos los camaleones conocidos en el mundo se encuentran en Madagascar, entre ellas el camaleón más pequeño del mundo, de solo 3 cm, y algunos de los más grandes, como el de Parson. No hay ninguna serpiente venenosa. 

Sorprende igualmente la ausencia de felinos y de cánidos salvajes; la fosa, que a mucha gente le parece un felino, es en realidad un vivérrido del tamaño de un gato grande, y es el mayor depredador terrestre de la isla. No hay tampoco ningún ungulado nativo; tres especies de hipopótamos que lo eran se extinguieron probablemente a causa de la caza. Entre los anfibios, están ausentes los sapos, las salamandras y los tritones, hecho compensado por las cerca de 300 especies de ranas, con un extraordinario 99% de endemicidad.

Por decir algo de los invertebrados, citaremos el escarabajo jirafa y la mariposa que tiene las colas más largas (Argema mittrei): el macho, con sus 20 cm de cola, hacen que la longitud total pueda acercarse a los 30 cm. ¡No está mal para un insecto! 

Si eres amante de la fotografía, estas y otras muchas más especies de animales y plantas están esperando a ser captadas por tu objetivo durante nuestro próximo viaje a Madagascar el 7 de noviembre de 2023. La salida está garantizada y quedan pocas plazas. Si quieres conseguirla tuya, contáctanos.

PD: Si quieres leer más sobre Madagascar, puedes ver el extenso artículo que Albert Masó y Lluís Sanz han publicado en la revista den divulgación científica Mètode.

Nuestros últimos artículos

Diario de viaje a Jordania

En este artículo te contamos nuestra experiencia de viaje por Jordania. Un país realmente cautivador por su cultura y su gente.

Auroras boreales en Islandia

Cómo ver auroras boreales en Islandia

¿Alguna vez has soñado con ver Auroras Boreales en Islandia? Si este 2024 quieres hacer realidad ese sueño, te contamos unos cuántos datos para sacarle todo el partido a la experiencia.

Día de Muertos en México